El león de los seguros

FacebookFeed

¿Conoces realmente las coberturas de tu seguro de salud?

 cirugia robotica

Resulta muy frecuente que cuando alguien pide presupuesto de un seguro de salud únicamente pregunta si la clínica u hospital X está incluida en el cuadro médico, qué centros o la cantidad de estos son concertados en una determinada ciudad y el precio sin copago, para al final decantarse por el seguro más econónimo porque, ¿para qué pagar más por ser atendido en una misma clínica?

Quedarse sólo en esto es un error que ante una enfermedad grave o complicada intervención quirúrgica puede llegar a ser determinante.

 

Un seguro de salud, al igual que otros tiene unas coberturas concretas, en este caso patologías, y tratamientos. Las preguntas sobre las cobertruras son muy frencuentes en seguros como el del hogar y automóviles en los que el cliente pregunta por casos concretos: ¿Me cubre si me roban el vehículo por haberme dejado las llaves puestas? ¿Me traen el vehículo al taller que yo decida aunque se me averíe a 1000Km? ¿Qué pasa si mi hijo rompe las gafas a otro niño? ¿Están cubiertos los desatascos de tuberías y el cambio de cerraduras por pérdida de llaves?. Nadie pregunta en estos casos: ¿Qué empresas de albañiles tenéis y cuántos electricistas?. Sin embargo algo parecido ocurre con los seguros de salud y eso que ésta es lo más importante en la vida.

Esto sucede porque se parte de la premisa de que si una determinada clínica de renombre está dentro del cuadro médico, cualquier tipo de intervención, tratamiento o patología que allí se trate tendrá cobertura por la póliza. FALSO. El médico de esa clínica tendrá que ser autorizado por la compañía, en función de las coberturas de la póliza que tiene contratada el cliente, para ser tratado incluso con la técnica quirúrgica que se establezca en el contrato de seguro.

De este modo, para tres pacientes de una misma clínica de gran renombre, con diferentes seguros de salud y una misma patología, podría darse el caso de que al primero se la excluyan directamente, al segundo se la traten con cirugía tradicional (más invasiva y con mayor período de recuperación) y que el tercer paciente sea tratado con láser verde o cirugía robotizada, minimizando las cicatrices y teniendo el alta médica en pocos días. Esta es la diferencia entre un seguro de salud de bajo coste y una buena póliza de salud.

Las preguntas que debemos hacernos podrían ser:

¿Qué patologías están incluidas o excluidas? O casos concretos, como cobertura en Alergología, Psiquiatría, Psicología, diálisis, tratamiento del dolor, transplantes de corazón, córnea, hígado, médula ósea, riñón u otros.

¿Qué técnicas se emplearían en las intervenciones?. ¿Las mismas que ofrece la Seguridad Social o la póliza está abierta a nuevas técnicas?. ¿Incluye el tratamiento de la próstata, hemorroides con láser verde y la cirugía robotizada?. ¿Da cobertura al tratamiento de la infertilidad?

Todas estas cuestiones están descritas en las condiciones generales de la póliza y son comunes para todos los centros listados en la guía médica. 

Con las pólizas GENERALI Salud, tienes unas amplísimas coberturas además de estar abiertas a nuevas técnicas. Puedes estar seguro que serás atendido por los mejores especialistas y con las mejores técnicas.

Estas amplias coberturas y las más avanzadas técnicas tienen su coste, pero como queremos facilitar el acceso a la salud privada en estas condiciones, a un mayor número de clientes por eso diseñaos el producto GENERALI Salud Clinic, una póliza más económica que las tradicionales de salud, sólo para casos en los que se requiera hospitalización, acortando así el tiempo en ser intervenido.